martes, 20 de septiembre de 2016

sin título

Ha desaparecido
de mi vida
pero no de mi corazòn.

A veces me gustaría
no tener corazón
y ser sólo el
aire que se mueve
entre las hojas
de los aŕboles
con alegría
y fe.

3 comentarios:

  1. Tu corazón es lo importante.
    Entonces está.
    Siempre.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Buenas noches, Amapolita Azzulita:

    Tal vez al aire le gustaría tener corazón.

    Besos.

    ResponderEliminar

Un saludo a quien visite mi blog.
Si quieres puedes dejar un comentario, se agradecerá un poco de luz.