jueves, 10 de noviembre de 2016

Haga lo que haga...


Las tristezas
de mi vida van
a más.

Así que estoy más
o menos como en el
post anterior.

Tal vez menos cansada,
pero resignada
a poder cambiar " algo "
que rescate la pobre
alegría que huyó
de mi corazón.


Besos.

9 comentarios:

  1. Ánimo, preciosa.
    Si pudiese con gusto te regalaría mi felicidad a cambio de tu tristeza, si pudiese...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Oye, dile a Prozac que si le sobra felicidad que me dé a mí también un poco.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese tipo de muerte la rechazaste :P

      Eliminar
    2. Jo... que miedo... no se le escapa nada, es omnipresente...

      Besos.

      Eliminar
  3. Nos empieza a ocurrir lo mismo a todos contigo...
    Hagamos lo que hagamos no sirve de nada ...
    Nos vas a sumir en tu tristeza y después cuando nos veas a todos a rastras por la calle no vas a dar a basto consolándonos ... ni tiempo vas a tener de recordar a tus penas ; )

    ... Es el otoño, es letal cuando se envuelve de viento, lluvia y oscuridad!
    Mira al cielo...
    Allí arriba siempre es primavera con estrellas en vez de flores ;)

    Un besito!

    ResponderEliminar
  4. Respuestas
    1. No cielo, la que lo siento soy yo... si a ti no te sirven nuestras palabras no es tu culpa, es que nuestras palabras no sirven.

      Besos tb para ti!

      Eliminar
  5. Si sirven María.
    Es verdad que a veces estoy muy negativa o muy triste pero me llegan .


    Besos.

    ResponderEliminar

Un saludo a quien visite mi blog.
Si quieres puedes dejar un comentario, se agradecerá un poco de luz.