sábado, 10 de junio de 2017

desde mi tumba


Desde mi tumba
escucho el sonido
del Silencio

y también el Ruído
de otros muertos
cuando arrastran
sus cansados huesos
sobre el Cementerio Gris.

Las nubes viajan tristes
por el cielo y lloran
, y solamente los gusanos
hambrientos se ponen contentos.

Mañana siamanece y sale el sol
invitaré a los otros muertos
a merendar

recuerdos
amables de una vida
que ya no es.

Besos.


5 comentarios:

  1. Si pasa por aquí algún muerto y prefiere de merendar otra cosa que recuerdos amables que me lo diga.

    Besos.

    Y saldré de mi tumba a por ello.

    ResponderEliminar
  2. Jesús, hija.
    Como para animar una tarde de primavera.

    ResponderEliminar
  3. jaja, me ha hecho gracia ese grisor cementeril de tu poema, Amapola Grrrrisss, con los comentarios de Alma y Tecla...jajaja

    te dejo un beso y un abrazo grande, guapa!
    y una flor que anime el campo ��

    ResponderEliminar

Un saludo a quien visite mi blog.
Si quieres puedes dejar un comentario, se agradecerá un poco de luz.