domingo, 13 de abril de 2014

luminosa


Luminosa era una de las bombillas de la caja de zapatos que había escondida en un cajón de una cómoda antigua del viejo desván.

Un día hicieron limpieza allí, y luminosa acabó en el cubo de la basura y posteriormente en el contenedor, no entendió porque había nacido, si la corriente eléctrica nunca la llegó a conocer.

Luego se enteró, que habían llegado una hermanas nuevas llamadas de bajo consumo, y para vengarse de la compañía eléctrica, planeó

un APAGÓN GENERAL.


Nadie sabe como lo consiguió, una triste bombilla rota.


Yo sí.











No hay comentarios:

Publicar un comentario

Un saludo a quien visite mi blog.
Si quieres puedes dejar un comentario, se agradecerá un poco de luz.