sábado, 6 de agosto de 2016

el duende verde

El duende verde
que habitò
mi corazón
hace tanto tiempo.

Cuando yo era una
amapola casi transparente
que adornaba casi sin ser
vista un enorme
Bosque Gris.

Ya no quiero que se vaya
de mi vida
aunque yo ya no esté
ahí plantada,
me arrancara el viento
y sólo sea una
minúscula nube gris
a punto de llover.





5 comentarios:

  1. Ojalà tengas razón Xavi.

    Creo que es lo único que da color a mi vida de nube gris ...
    a punto de llover.

    ResponderEliminar
  2. No, no se irá.
    Es un duende bueno.

    Un beso, linda.
    Buenas noches.
    :)

    ResponderEliminar
  3. No, no se irá.
    Es un duende bueno.

    Un beso, linda.
    Buenas noches.
    :)

    ResponderEliminar
  4. Gracias por tus buenos deseos.
    Besos.

    ResponderEliminar

Un saludo a quien visite mi blog.
Si quieres puedes dejar un comentario, se agradecerá un poco de luz.